Tyvek, el papel que no lo es

Tyvek, ni se moja ni se rompe
tyvek zapatilla

Efectivamente, el Tyvek no es lo que parece.

¿Te imaginas un papel en el que puedas escribir, doblar, pegar, grapar y que no se moje con el agua ni puedas romper con tus manos?
Es posible que lo hayas visto, usado y no lo sepas. Se llama Tyvek y a la vista y al tacto parece papel, pero no lo es. ¿Entonces?
Pues se trata de un material elaborado con hilos de polietileno puro de alta densidad. Sus fibras mucho mas finas que un cabello se unen por calor y presión sin agregarles pegamentos ni aglutinantes. Así se obtienen unas láminas lisas, flexibles, opacas, igualitas, igualitas al papel. Pero que va.
Resiste al envejecimiento, a los productos químicos, al agua… y por si esto fuera poco es 100% reciclable.
Lo increíble es que gracias a sus propiedades y versatilidad se puede utilizar en artículos tan diferentes como: Ropa, pancartas, bolsos, mapas, etiquetas, zapatos, aislante para edificios, sobres, rótulos, etc.

chaqueta de tyvek

Unos sospechosos hilillos

Estaba el investigador Jim White en 1955 limpiando unos tubos de unos experimentos que estaba haciendo cuando descubrió unos hilillos y se dijo: ¡Cáspita! ¿Qué es esto?
Jim trabajaba en la empresa Dupont en EE.UU. y como allí se habla inglés quizás no dijera cáspita, pero lo de los hilillos es cierto. Los analizó, estudió y trabajando con ellos inventó el Tyvek.

Se patentó en 1965 y se empezó a vender en 1967.
Y qué cosas se hacen con este “papel”. Sorpréndete porque se fabrican Monos de trabajo protectores y de larga durabilidad para trabajadores de distintas industrias. Bolsas estériles para actuaciones médicas y quirúrgicas. Sobres de seguridad. Membranas de protección en la construcción.
En resumen, se trata de un material liviano, reciclable, resistente a las rasgaduras, impermeable, imprimible y de gran resistencia a la exposición exterior.

Y ahora, una pregunta personal:

¿Te gusta la cartera que llevas?

Por suerte en Revolutum tenemos unas chulísimas realizadas con tyvek y con unos diseños espectaculares. Fíjate.

carteras de tyvek

 

Así que este puede ser el momento de que te preguntes si de verdad estás a gusto con la cartera que llevas.
Nuestras carteras tienen un grosor de tan solo cinco milímetros. Luego serás tú quien se ocupe de engordarla con todo lo que metas en su interior.

cartera tyvek

Es súper ligera y como te decía antes, cuando la toques pensarás que es de papel. Sin embargo aunque quisieras romperla con tus manos no podrías. También es totalmente impermeable. Si quieres te puedes bañar con ella.
En cuanto a su diseño, en su interior encontrarás un doble espacio para recibos, billetes, etc. Hay otros dos espacios con cortes diagonales para guardar tarjetas de crédito, DNI y carnet de conducir. Y en sus dos extremos, otras dos aberturas para meter mas papeles, tarjetas o lo que quieras.
Si lo quieres comprobar con tus lindos ojitos aquí tienes un genial vídeo.

 

 Ya lo sabes, se llama Tyvek, parece papel y no lo es

Y como última curiosidad te diré que lo puede atravesar el vapor de agua pero no el agua en estado líquido. ¿Qué te parece?

tyvek transpiración

 

 

Fuentes:

Dupont mexico
Cimaoffice.com
wikipedia.org
Ultraliteoutfitters.com/dupont
Fifteenheathers Chaqueta
Designboom Zapatilla
Reklaam24.ee/toode/paberkaepaelad